Publicación

¿OBSERVANDO O ACTUANDO?

La realización de este número monográfico de la revista ofrece la oportunidad de mirar al núcleo que define la identidad de la asociación, y a compartir esta reflexión. Y se podría partir desde el mismo nombre, Asociación de Counselling Humanista de España.

Aparece como seña de identidad, quizás diferenciadora, la denominación de ‘humanista’ que compartimos quienes participamos. Esta idea arroja luz sobre un hecho, los problemas de otras personas, y otros grupos, no resultan ajenos. “Nada humano me es ajeno”. Existe el compromiso previo con las personas que sufren, se reconoce a la aceptación incondicional y la comprensión empática como condición indispensable para mirar al otro, da igual su lugar de origen. Según esto, hablar de refugiados no puede quedar en una intelectualización que aleja de una realidad, referirnos a ellos y ellas es percibir su dolor, reconocer las pérdidas y ponernos a su disposición.

Encontramos el ‘counselling’, herramienta para la relación de ayuda en la que nos hemos especializado. Útil ante estas personas que dejan atrás su lugar de origen, su cultura y sus familias. ¿Cómo ponerlo en práctica? Son diversas sus posibilidades: acompañando a las personas que sufren, dando apoyo a las personas que intervienen, facilitando mediante la reflexión compartida la puesta en acción de valores o generando espacios para el desarrollo y la potenciación de esos mismos valores.

También el nombre nos facilita un marco territorial, que a su vez es social y político, ‘española’, de España. Un espacio que entre todos y todas contribuimos a definir. Los valores esenciales, las prioridades sociales, las redes de acogida … son elementos dinámicos, en construcción, sobre lo que podemos influir. Y algo ante lo que no podemos inhibirnos, puesto que si no se hace nada, alguien lo hará, y es posible que no nos guste el resultado. Existe una responsabilidad inexcusable, ante la que podemos optar por actuar o por mantener un silencio cómplice.

Por último, en esta reflexión queremos acoger el significado hondo de lo que implica ser ‘asociación’. Un grupo, que comparte unos conocimientos técnicos que facilitan la Relación de Ayuda, al que le une unos valores asociados a esta intervención y que está inmerso en una realidad social determinada. En nuestra mano queda que el grupo potencie cada uno de estos aspectos y que el resultado global vaya mucho más allá de los que conseguiríamos por separado.

Redacción ACHE (Asociación de Counselling Humanista Española)

DEJA UN COMENTARIO

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies